Cómo aumentar la productividad en la gestión de recobro

por | 27 Ene 2020

Aunque ya muchas personas no creen en el dicho que reza: “No has realizado una venta, si no has cobrado”, es importante cerrar el ciclo final de la venta, cobrando. Básicamente, porque la gestión de cobranza es una parte fundamental dentro de cualquier empresa, pues es la que garantiza la existencia de la transacción.

Obtener el dinero por el producto o servicio que vendes es el corolario del core business de tu negocio, lo que le da sentido a tu esfuerzo diario. Es así como la gestión de cobros ha pasado de ser una contingencia, a ser una estrategia formal que las empresas consideran dentro de su planificación estratégica.

Quizás porque en el pasado, el impago de una factura era algo extraordinario, mientras que ahora, muchas empresas se enfrentan a una gestión de recobro, casi trimestralmente.

Gestión de recobro

El recobro o recuperación de deuda es un proceso en el que se realiza un conjunto de actividades para gestionar las deudas y recuperar los impagos.

Las actividades para la gestión de recobro van desde una carta, llamadas telefónicas, suspensiones del servicio hasta un juicio, las cuales dependerán del comportamiento específico del deudor.

Aunque muchas veces no se realizan todos estos pasos, porque antes se logra recuperar el dinero de una forma amistosa. Si se agota la vía amistosa y aún no se logra recuperar las deudas, siempre hay opciones como la vía judicial o contratar una empresa para que realice la gestión de recobros.

Es importante resaltar que el proceso de recobro es responsabilidad de la gestión de tu empresa, porque es la forma de recuperar la inversión realizada. Así que si decides contratar una empresa para realizar la recuperación de impagos, debes hacer seguimiento del avance del proceso que ahora está en manos de terceros.

Por eso, muchas empresas ofrecen programas de gestión de cobros en línea para realizar este seguimiento. La mayoría de las veces, el seguimiento se realiza con el mismo programa con el que se gestionan las cuentas de la empresa.

Mejores prácticas para el recobro

Antes de sistematizar el proceso de cobranza de tu empresa es importante considerar cuáles son las mejores prácticas para el recobro. Entonces es primordial, seguir estos buenos hábitos de cobranza:

  • Revisión diaria de saldos vencidos.
  • Atención especial a impagos superiores a mil euros, con énfasis en el tiempo que tiene la deuda.
  • Asignación de personal para la gestión de recobros.
  • Elaboración de plan de acciones a seguir, para cada tipo de recobros.

Los programas de gestión de cobranza, usualmente, automatizan la mayoría de estos buenos hábitos de cobranza, pues clasifican las deudas y alertan acerca de los vencimientos. Tareas rutinarias que liberan al personal asignado para la gestión de recobros, quienes tendrán más tiempo para realizar la cobranza de las deudas.

Como aumentar la productividad en el recobro

La mejor recomendación que podemos hacerte para aumentar la productividad en la gestión de recobro es delegar estas actividades en un servicio profesional que se encargue. Si ello no es posible, la otra opción es contratar una solución de Contact Center, con la cual tendrás todas las bondades que ofrece la tecnología.

Pues, tener un centro de contacto para la gestión de cobro te permitirá contar con:

  • Segmentación de las campañas de cobranza.
  • Marcado automático y grabación de llamadas.
  • Control de las acciones de recobro.
  • Mensajería instantánea e integración con otras aplicaciones.
  • Gestión de múltiples canales.
  • Opciones de pago electrónico.
  • Monitoreo de la gestión de los agentes del centro de contacto.

Este tipo de servicio para la gestión de recobro, genera beneficios para tu empresa ya que:

  • Posibilita que te enfoques en tu core business.
  • Agiliza el proceso de recobro.
  • Otorga confianza al deudor.
  • Mejora el rendimiento del capital invertido.

El servicio de recobro que ofrecen los especialistas contempla la gestión completa de las facturas y el cobro de las deudas, dentro de un contrato de seguro de crédito. Este contrato de seguro de crédito es parte integral del servicio que ofrecen las mejores empresas de gestión de recobros.

La gestión completa de las facturas garantiza que antes de su vencimiento, se puedan realizar acciones para evitar los impagos y mejorar la liquidez de tu negocio. Una gestión de cobros profesional mejora la imagen de tu negocio y asegurar el cobro de tus facturas en la mayoría de las ocasiones.

Si quieres saber más acerca de nuestra solución para gestionar fácil y eficazmente el recobro, puedes descargar nuestro PDF completamente gratis

 

Tal vez te puede gustar

Abierta la segunda convocatoria de ayudas Kit Digital

Abierta la segunda convocatoria de ayudas Kit Digital

El pasado 2 de septiembre tuvo lugar la apertura de la segunda convocatoria del Kit Digital, en la que se apuesta por la digitalización de empresas de entre 3 y 10 empleados. En esta segunda convocatoria, se han invertido 500 millones de euros como presupuesto...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Boletín